10.5.15

Humberto


Semeya de Carlos González Espina
A Humberto Gonzali coñózolu dende siempres. Un poco más mozu que yo anque nun lo aparenta porque ser de dreches avieya enforma, coñózolu dende van munchos años. Cuando la Xunta pola Defensa de la Llingua Asturiana entamaba, Humberto fora’l so dirixente principal. Yeren tiempos aniciales, tiempos de llucha y de respingos. Fora tamién esti Humberto pieza clave de la segunda embelga del resurdimientu. Bon narrador y, perriba tóo, un gran poeta, ún de los meyores na nuesa llingua. Pero dexó esi llabor pa metese en política.

Años noventa. Yo vivía entóncenes en Cuideiru. Humberto vivaqueaba nel seutor de los seguros, el menos seguru de los seutores pa un trabayador. Firmara con elli el seguru la mio casa na villa pixueta y, con esi asuntu, retomamos la rellaición, una rellaición que güei ye amistanza de la bona. Teo como timbre d’honor cuntar con Humberto ente los mios amigos. Años noventa, metanes o finales, repito. Alcuentro a Humberto nun centru comercial de Xixón. “David, voi cuntate una cosa enantia que te lo cuntien otros: afiliárame al Partido Popular”. Yo quedara fríu. Sabía qu’Humberto nun yera precisamente un esquierdista, tampoco un nacionalista, pero aquello yera mui gordo. Poco a poco fui pescanciando la so posición, por más que nun la compartiere.

Humberto enquivocose ya enquivocose pelos dos llaos. Humberto ye de los pocos lliberales de verdá que tenemos n’Asturies. Van perdóname los miós amigos marxistes pero yo soi otru, anque menos doctrinariu. A los mios amigos anarquistes nun-ys pido perdón porque saben bien, anque nun lo digan, que son lliberales consecuentes y con conciencia social. Amái, Humberto ye un nacionalista asturianu, dígalo o nun lo diga. Dizlo mui clariquino na so respetuosa carta de ruptura col PP: “soi lliberal y soi asturianu y, polo tanto, creyo firmemente que la democracia ye l’espaciu ñatural del lliberalismu, y que l’amor a tolo que na nuesa tierra mos define como lo que somos ye la sencia’l asturianismu”.


Humberto siempres fora, como dicen agora con tochez abondo, un “versu llibre”, pero apostó políticamente. Fue lleal a Pilar Fernández Pardo, igual la persona que más pudo facer pa que la drecha de Xixón se civilizara y mirara polo asturiano. Ye muyer madrilana, ensín les zunes de la drechona asturiana. Humberto fixo posible que Fernández Pardo, el PP, caltuviera una charra comigo y con Chusa Varela na so sé de la Casa Blanca, la sé del Conseyu Soberanu, pa falar de la oficialidá de la llingua asturiana. Yo yera entós el númberu ún d’Andecha Astur, una organización criminalizada pol “establecimientu”. Aquel PP qu’Humberto suañaba, un PP a la gallega, un PP que tirara de la nuesa llingua y la nuesa cultura, nun fue posible. Los Ovidio, les Cherines ya otros indocumentados d’asemeyáu calibre torgaran la posibilidá.

Y güei Humberto cola del PP. Normal. Munches critiques se-y pueden facer a esti home ya yo más que naide porque lu coñozo y porque viví con elli tóos estos años n’asociación L’Arribada. Pero naide-y va ñegar un saber tar, una coherencia ya una llealtá inquebrantable al pueblu asturianu, a la so llingua y a la so cultura. Más humbertos y menos narcisos necesitamos nesti país.

Diz Humberto na so carta de dispidía nel partíu: “non, nun ye posible pa min, entóncenes, ser lliberal arrenegando de la democracia nin asturianu mescabando l’asturianismu”. Y amete, a lo gallego, qu’el Partido Popular n’Asturies “nun pudo o nun quixo, a la escontra de como sí que quixo y que pudo notros llugares, ser referente de los que n’amor a la patria primera-y dediquen a esa patria y pal so esporpolle los mayores esfuerzos”.

Fina Humberto Gonzali (col apellíu al drechu, que mester ye dicilo pa qu’otros daprendan y tremen de vergoña, esos que firmen con ñomatos)  sobro lo potentes llombos de Xovellanos: “almiro al que defende la verdá y sacrifícase poles sos idegues, pero non a los que sacrifiquen a otros poles sos idegues”.

Humberto, como siempres, equí me tienes. Siempres defendiera la to llibertá de tar onde quixiste tar, anque discrepara. Agora torno dicítelo. Equí toi, amigu, compañeru, collaciu.


Nel conceyu de Villaviciosa, en mayu, nel mes de la resistencia, nel mes de la independencia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.