10.7.12

La negra solombra del IV Reich



Mio güelu, Manolo Infante, yera un home cultu, anarquista y francófilu, pero, riba tóo, viviera muncho en tiempu y n’esperiencies: la primera guerra, la revolución rusa, la república, la revolución asturiana, la guerra civil, la segunda guerra, l’esiliu, la dictadura… Cuando yá taba vieyín tinía un gran esmolecimientu pola política internacional y particularmente por Alemaña y díxome una vegada, alló polos ochenta: “agora unifícase, nun va tardar nada n’armase nos Balcanes y dempués veremos el cuartu imperiu”. Elli yera poco conocedor d’economía y siempres pensó na repetición de la vía militar, pero eso nun impugna la so “profecía”.

A la solombra de la cris económica y amatagada na trupa discusión al rodiu’l sistema financieru, la xeopolítica ta cambiando ya’l procesu d’integración européu ta gafamente firíu. Namás que faltaba, pensábamos, otra ampliación haza l’es, la xeneralización del euru y, como pasu caberu, la unificación política. Dende l’entamu nos cincuenta, les grandes impulsores viníen siendo Francia y Alemaña, siendo la segunda la principal porque, amás de la so vocación europeísta, presentaba la economía más potente, la llocomotora que tiraba del tren européu. Alfrente, como dende l’empiece, un Reinu Uníu percelosu de la so soberanía monetaria y lligáu económica y políticamente a los Estaos Uníos.
Anguaño’l Reinu Uníu sigue per onde andaba, con unes posiciones mui asemeyaes a les que siempres toviera, pero los briones integradores nun son los mesmos porque al maquinista tal paez que-y pruye facer descarrilar al tren. La política de la canciller Merkel y la política del Bancu Central Européu, inspirada direutamente pol gobiernu alemán como herederu del Deuchtbank, tan poniendo a la Unión Europea nel carel del argayu. A día de güei, namái que Francia caltién l’afoguín integrador ya intenta preservar el vieyu tándem francoalemán. Pero mientres Alemaña sigue presionando a los socios más perxudicaos económicamente con polítiques d’axuste y recorte –política que provocará un desastre descomanáu si España marcha pel camín de Grecia-, el nuevu presidente francés apuesta por una política d’espoxigue al estilu, “mutas mutandis”, keynesianu. Nun ye fácile aldovinar quién va ganar esta guerra pero lo que sí ye seguro ye la imposibilidá de siguir cola integración con media Europa en bancarrota, otra media desenganchando vagones, un maquinista alloriáu y cuntando namás que cola fuercia de Francia.
Nesti procesu tal paez que’l gobiernu alemán ta escaeciendo la lluminosa idega de Adenauer d’europeizar Alemaña”  pa tornar al vieyu suañu prusianu de “xermanizar Europa”. Toles polítiques aplicaes hasta agora marchen haza un horizonte nel que toa Europa seya subsidiaria d’Alemaña. Ta espardiendo la sensación pente los ciudadanos d’esos países de que lo que los alemanes nun llograron miltarmente en 1914 nin tampoco en 1939 pretenden algamalo güei económicamente. Ye la solombra negra del IV Reich: media Europa trabayando a baxu coste pa la Gran Alemaña. Agora bien, esta vuelta nun van enquivocase nel mesmu puntu y van tratar de que Gran Bretaña nun se vea afleutada y se llimite a mirar y sacar dalgún beneficiu. Y nun lo van facer porque, como pasó nos campos de batalla, la solidaridá angloamericana tamién funciona nos mercaos y nes polítiques comerciales.
La estratexa vese clara: nun cafiar al Reinu Uníu y amosar qué países son los que van sacar tayada de la xermanización. Les polítiques de rescate a Grecia y Portugal (el casu d’Irlanda ye menos grave y, amás, ehí sí pesen los sofitos británicos y nortiamericanos) o’l plan que ta na mesa pa España, tan siendo duramente castigaos poles iniciatives de los países nórdicos, particularmente por una agresiva Finlandia. Pero tamién Suecia, que nun tién l’euru como moneda, ta siguiendo una llínia asemeyada. Estos países tan posicionándose escontra la eventualidá de que’l paisax camude y, si eso pasare, alcontrar un bon ñeru nel árbole de la Gran Alemaña.
La tendencia espansiva d’Alemaña ye haza oriente, dempués de convertise na potencia económica que ye sobro la base d’un rápidu crecimientu nos países del sur, particularmente d’España. Mientres que se beneficiaba como dengún otru sociu coles esportaciones a estos países, los gobiernos alemanes, especialmente tres la llegada d’Angela Merkel, machucaron a la so ciudadanía col marafundiu que suponía trensferir dinero a los socios del sur, que, ye persabío, son eszanganaos, folixeros y corruptos. Pero, por exemplu, por cada euru alemán como contribución a l’alta velocidá, les empreses alemanes sacaben cuatro y pagaben los impuestos n’Alemaña. De toles formes, la política pal sur siempres tuvo qu’apautala con Francia. 
Agora les coses son estremaes. Los países del sur tienen un potencial de xorrecimientu del consumu mui escosu y la inversión ta paralizao pola descomanada delda privada que carecen, tamién equí especialmente España. Por embargo, los nuevos países recién integraos tan na mesma situación que taben los del sur hai venticinco años. Y nellos aplicará Alemaña la mesma estratexa qu’aplicó enantes colos otros. Amás nun tan na eurozona, colo que l’euro cumplirá’l papel que’l marcu cumpliera entóncenes. Pa esi xuegu ye necesario axustar y recortar a los vieyos clientes, non siguir una política de crecimientu, pa que nun pongan pilancos al nuevu desendolcu d’Alemaña, del IV Reich.

3 comentarios:

  1. Se dice MUTATIS MUTANDIS y significa "cambiadas las cosas que debían ser cambiadas". Ablativo absoluto. Es latín, pedazo de ateneísta.

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias por leer tan atentamente y rectificar un error. Es de agradecer, madrileño, pedazo de latinista.

    ResponderEliminar
  3. Ateneista Asturiano23 de julio de 2012, 14:37

    Cuanta erudición ¡santo cielo! Hete aquí otro erudito manchego, ¡¿pues que otra cosa es Madrid y sus pobladores?!mirando a la punta del dedo en vez de a la Luna.

    ¡Cuanta inteligencia y finura de espíritu demuestra amigo manchego! Que fastuoso y magnifico conocimiento wikipédico Veo en usted a ese magnifico candidato a corrector de panfletos que tanta falta le hace a esa sedicente "convergencia" que desbarata y desgobierna el Ateneo de Madrid* Sus amplios y wikipedicos conocimientos ¿quizá? podrían contribuir a que los delirantes opúsculos que esta propaga se comprendieran -como por Ciudad Real dicen- un poco "mas mejor".
    Atentamente

    *ver en este mismo blog la entrada anterior al respecto.

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.